Tern Verge X10

La Tern Verge X10 es el modelo base de la deportiva serie X de de Tern y una buena opción para aquellos que busquen una bicicleta plegable con prestaciones cercanas a las de una especifica de carretera convencional.
Por su estructura, diseño y construcción el cuadro Verge tiene la rigidez de una roca como ya habíamos comprobado en la elegante Verge S11i, en la X10 lleva un montaje que la hace muy ligera y eficiente en prestaciones deportivas, pero la hace menos adecuado, como para usar solamente en ciudad.
La X10 se viste con una combinación de colores blanco-naranja en el cuadro y en los componentes. La pintura lleva un agradable efecto perlado, el diseño es alegre y llamativo, aunque quizás se echa en falta una segunda versión basada en tonos oscuros.

El diseño de doble tirante "DoubleTruss" combinado con el sistema de cierre de cuadro OCL Joint dotan al cuadro de una rigidez espectacular y es dificilmente superable, la única contra partida de tanta rigidez seria la limitada capacidad para absorber vibraciones, sobre todo al compararlo con el cuadro de carbono de la Ori CR87 que ha igualdad de cubiertas y sillín se muestra más cómodo en este sentido.
En detalle el soporte para montar desviador que permite un recomendado "upgrade" de X10 a X20 y usar doble plato, una operación relativamente económica que supone una importante mejora y optimización.
Igualmente se ven los contundentes frenos mini Vbrake con zapatas Ahsima Aero tremendamente efectivas pero tan largas, que cuesta de acomodarlas sin que rocen y dañen las partes anodizadas en naranja. 

En el manillar la potencia Syntace VRO, tiene un rango de ajuste más reducido que la Andros de la S11i pero es suficiente para encontrar un buen compromiso entre comodidad y rendimiento, al tiempo que es mucho más ligera y menos aparatosa en el plegado.
En la foto los puños Ergon GS1 white, algo sensibles a la suciedad pero enormemente cómodos, unas muy efectivas manetas de freno Avid SD7 con ajuste de tiro y un pulsador Sram X7 perfecto en precisión pero algo duro en accionamiento.

Cambio trasero Sram X9 en caja corta, tan rápido y preciso que parece eléctrico, poco tiene que envidiarle en funcionamiento a los de gama superior.

La X10 monta un conjunto de ruedas tope de gama Kinetix Pro que usan la tecnología de radios emparejados desarrollada por Rolf Dietrich, combinadas con las cubiertas Schwalbe Durano son en buena medida responsables del impresionante ritmo que se puede rodar con la X10, su escaso numero de radios permite superar ligeramente el rendimiento obtenido con la Ori CR87 y quedando muy cerca al de una bicicleta de carretera convencional de calidad.
Si bien son unas ruedas más delicadas que las de la Ori y aunque los radios son fáciles de conseguir conviene que las revisiones sean realizadas por personal con los conocimientos y medios adecuados si no nos queremos llevar desagradables sorpresas.

Magnifico buje trasero American Classic que emite el característico sonido de los núcleos de aluminio, en esta versión ya lleva los refuerzos en acero que evitan las conocidas marcas producidas por los cassettes en este tipo de bujes ligeros.
Esta unidad venia montada con cassette Sram PG-1050 11-36, el rango obtenido es sensacional, pero en los usos de las velocidades cortas obliga a llevar la cadena muy cruzada, por lo que si vamos a movernos en zona de carreteras con puertos de montaña resulta más efectivo montar un segundo plato y un cassette con menos rango (por ejemplo 11-28) que ademas al incorporar un 12 reduce el salto entre las coronas pequeñas, que de serie pasa del 11 al 13.

 Bielas FSA Gossamer con cazoletas Mega Exo y plato 55t representan un elemento de alta calidad y  excelente rendimiento, mejoraran aun más si con una inversión reducida le añadimos un segundo plato de unos 42 dientes.
La transmisión se completa con unos pedales MKS EZY extraibles, sobresalientes en calidad, aunque al ser un modelo asimétrico, puede que no sea del gusto de todos, que preferirían otro modelo dentro de la misma  marca.

La potencia Physis es uno de los elementos principales que dotan de rigidez estructural a las Tern y que posiblemente sea la más robusta de todas las bicicletas plegables, lamentamos que el sistema no sea del todo perfecto y que en los casos de uso intensivo, se deba ajustar y engrasar con cierta periodicidad para eliminar los leves pero desagradables ruidos que emite.

El plegado es el característico de Tern con el manillar por fuera, bloqueo por imanes y correa de goma. El sistema permite empujarla rodando, pero en la mayoría de las ocasiones los imanes se muestran insuficientes para mantener la bicicleta plegada.